Recibe nuestra newsletter y enterate de todo en el mundo del deporte

De Sol a Sol: la tormenta hizo más dura la aventura

En Conchillas, Colonia, se realizó una nueva etapa de esta carrera de aventura que estuvo marcada por las lluvias, algo que puso a prueba a los equipos participantes

En cualquier evento deportivo, generalmente las lluvias fuertes es sinónimo de evento cancelado, pero para los corredores de aventura, las tormentas son una dificultad más a sortear. Así lo vivieron, y vaya cómo, quienes disputaron la De Sol a Sol con un clima todo lo contrario al nombre de la carrera.

Fueron 29 equipos los que llegaron a esa zona del país para participar en la prueba que tuvo equipos de dos, tres y cuatro participantes, en categorías mixto o caballeros. Les esperaban unos 220 kilómetros de recorrido, divididos en distintos tramos y disciplinas, con una duración estimada de 24 horas.

La actividad comenzó el viernes 26 a las 19:00 con un prólogo de 20 minutos con el que se definieron las órdenes de salida del día sábado. “Algunos fueron a tope, para aprovechar esos minutos de ventaja que premiaban a los más veloces, otros fueron conservadores, tratando de no regalar mucho tiempo pero pensando más en el recorrido del sábado, otros simplemente lo hicieron como un trámite, sin preocuparse del resultado y pensando en la expedición completa de 220 km”, relató Ruben Manduré, reconocido corredor de aventura y organizador de la carrera que formó parte del calendario de la Asociación Uruguaya de Corredores de Aventura.

Luego de esa introducción, se desató la tormenta del temporal del Santa Rosa, con lluvias, rayos y granizo, que acompañó a los equipos durante toda la noche y el día siguiente. Eso obligó a los organizadores a instrumentar cambios en el circuito debido a que hubo crecidas en el Arroyo Conchillas.

“Ahí, bajo lluvia torrencial, se vio la fuerza de la tormenta en todo su esplendor y todos entendieron claramente que habría más cambios, y que la seguridad era lo más importante”, comentó Manduré. “El running de 12 km fue muy intenso, los equipos salían excitados por ese arranque a lo desconocido y por la presentación que nuestra locutora hacía de cada uno, en plena cuenta regresiva”, señaló.

En ese tramo los equipos comenzaron a tomar posiciones: CAC Wally, Uruguay Natural US y Transierras Fósil fueron los que dominaron.

A las bicis

Tras el running, llegó el momento de la MTB, con 70 kilómetros pedaleando bajo la tormenta, en caminos cargados de barro, con cruces de cañadas, vientos con rachas de 50 km/h y temperaturas de 8°.

“Se formaron pelotones, hubo equipos que desistieron por frío, por problemas mecánicos (que provocaban rápidamente hipotermia), se hizo lenta la marcha en general. Una de las víctimas de ese tramo era un candidato a ganar, Sirius PDS, que abandonaba la carrera con problemas mecánicos”, narró Manduré.

En ese tramo, Urban Team, Giant y Uruguay Natural US se destacaron, pero CAC Wally pasó a liderar en la clasificación general.

Luego hubo un trekking corto por el Cerro Carmelo, en el que Uruguay Natural US pasó a liderar.

La carrera continuó con más mountain bike, yendo por la costa a Carmelo, con un cruce por el Arroyo Juan González que estaba muy crecido. “Fue allí donde la carrera sufre un vuelco, CAC Wally ve a Uruguay Natural US al costado del camino intentando reparar una bicicleta y se queda con la punta, mientras que otro de los candidatos abandonaba la carrera”, contó Manduré.

Ya se había hecho la tarde y la lluvia se hacía sentir, con una temperatura de 7°. Los equipos llegaron a la transición en el Carmelo Rowing y en ese segmento Urban Team fue el más veloz, seguido por Giant y CAC Wally.

Con la noche del sábado ya entrada, se iniciaba el trekking que había sufrido modificaciones por el clima, lo que lo hacía accesible en el comienzo, pero a partir de Punta Gorda la orientación se volvía más compleja, en un trazado con médanos costeros.

“El último rival cercano a CAC Wally, Giant, abandonaba esa noche por problemas físicos y le dejaba servida la carrera a los colonienses, que con un trabajo muy consistente se encaminaban a la victoria, ya sin oponentes cercanos”, señaló Manduré.

Fueron 40 kilómetros muy duros que pasaron factura a varios equipos que no pudieron seguir o se quedaron sin tiempo para llegar a la meta en Conchillas.

Con un poco de paz porque la lluvia se detuvo, se vino el último tramo de MTB hasta la línea de llegada. “Era simplemente rodar por caminos consolidados hasta Puerto de Conchillas, pero la empresa era difícil, un fuerte viento en contra dificultaba el andar de los equipos, que en esos 50 km no conseguían establecer buenos ritmos”, indicó Manduré.

Alquimistas XK Race fue el mejor en esa última etapa, seguido por Urban Team y CAC Wally. El equipo local de Colonia llegó a la meta a las 7 de la mañana para consagrarse campeón de De Sol a Sol 2016.

El segundo puesto quedó para Urban Team y tercero fue Competition Aroeira. Durante el correr de la jornada del domingo siguieron llegando equipos, siendo el último en arribar el Des-Orientados, que cruzó la meta a las 16 horas.

“Como siempre, De Sol a Sol será recordada, en este caso, por esa gran valentía de los equipos para seguir pese a la lluvia infernal que los invitaba a retirarse. Fue el broche de oro previo a la gran final latinoamericana que se disputará en octubre, XK Traverse Cordón del Plata, para la que los integrantes de ambos podios se encuentran clasificados”, concluyó Manduré, quien ya invitó a los equipos para la edición 2017.

¡Compartir por correo electrónico!